Blog EnQuarentena

Opinión (4): Camino de Fresser, Opus Dei y Alexia.

Bueno, me queda pendiente en mi crítica por fascículos a la película Camino de Fresser un post dedicado a los aciertos descriptivos. A pesar de que la familia de Alexia y el Opus Dei hayan pedido reiteradamente la retirada de la película por deformar completamente la figura de la niña y de la Institución Eclesiástica, lo cierto es que Fresser, a pesar de los errores ya comentados, tiene notables aciertos en su descripción del Opus Dei.

En un momento concreto de la película un sacerdote del Opus Dei revela detalles de la última confesión de Alexia a su madre. Revelar un secreto de confesión es un sacrilegio y es evidente que no se hace en el Opus Dei, pero lo que sí que se hace es burlar el secreto de oficio. Por ejemplo, es habitual antes o después de confesarse explicar algunas cosas al sacerdote pero fuera de la confesión. Esas revelaciones también deben ser mantenidas en secreto pero el sacerdote no lo hace si lo que le cuenta el miembro de la Obra es grave. Entonces tiene la obligación de revelarlo a los directores. De igual manera, los miembros del Opus Dei que ejercen la psiquiatría y que atienden a otros "hermanos", no tienen reparos en violar el secreto profesional para revelar a los directores del Opus Dei detalles de la visita o del tratamiento psiquiátrico.

Cuando Núria, la hermana numeraria de Camino, va a despachar con la directora, ésta le pregunta por las demás “hermanas”. Los miembros de la Obra están obligados bajo juramento a hacer “corrección fraterna” a los demás miembros, consistiendo ésta en explicar a los directores todo lo que pudieran ver o escuchar en otros y pueda ser "de mal espíritu", es decir, contrario a la praxis habitual del Opus Dei. Se utiliza esta práctica para mejorar el gobierno de la Obra bajo el pretexto de asegurar el correcto espíritu y la perseverancia de los fieles. La "cobertura moral" está en que Jesucristo dijo "cuando veas que un hermano hace algo mal, ve y repréndele a solas".

Gran acierto es también la escena en la que Núria decide no coger el taxi sino el bus y, además, ir de pie. Días antes la directora le había hablado de que ella jamás se sentaba en el bus, aunque hubiera sitio. En la Obra hay muchas cosas que no están escritas y que uno acaba haciendo porque los directores lo sugieren. Al tener que pedir consejo para todo uno acaba por menoscabar tanto el criterio propio que ya no actúa con iniciativa propia, ni siquiera con sentido común (coger el taxi porque su hermana se está muriendo) sino aferrándose a lo único que proporciona seguridad: la palabra de los directores (cauce oficial para la Voluntad de Dios). Es evidente que muchos miembros del Opus Dei conservan una gran autonomía, pero este punto se muestra especialmente crítico en las personas que, como la hermana de Camino, viven en Centros del Opus Dei. Viviendo bajo el mismo techo, las oportunidades de actuar según el propio criterio se minimizan.

Por último quiero comentar otra escena que está muy lograda: la actividad de cocina con las niñas en el Centro del Opus Dei al que va Camino. Una monitora del Opus Dei enseña a las niñas cómo cocinar mientras aprovecha la actividad para aleccionarles sobre la llamada de Dios. En esta escena se dejan claras varias actitudes que se repiten en los Clubes Juveniles del Opus Dei y que yo mismo he vivido: se habla de vocación divina a niños y niñas de 12-14 años (necesariamente inmaduros) y se les anima a que se entreguen a Dios en el Opus Dei, se promueven actividades no como fin en sí mismas (aprender a cocinar) sino como medio para acercarse a los preadolescentes. También se separa a niños y niñas bajo el pretexto de las excelsas virtudes de la educación diferenciada cuando el verdadero motivo es el favorecer la decisión de hacerse célibes. Al no tener contacto con personas del sexo opuesto es mucho más fácil que los preadolescentes renuncien a sus aspiraciones de amor humano a favor de un amor “divino”. Por último, y aunque sea sólo a modo de anécdota: nunca he visto cursos de cocina en los Clubes Juveniles de los chicos.

Bueno, creo que se acerca el final de esta crítica... ya sólo me queda por comentar los aciertos del director respecto a la descripción de Camino/Alexia. Pero eso será mañana (si puedo).



Opinión (3): Camino de Fresser, Opus Dei y Alexia

Opinión (2): Camino de Fresser, Opus Dei y Alexia

Opinión (1): Camino de Fresser, Opus Dei y Alexia

La Peli "Camino" de Fresser, Alexia y el Opus Dei

Por qué creo que "Camino" de Javier Fesser es una gran película, por Mr. Meebles

Primer trailer de Camino, una película sobre la vida de Alexia y el Opus Dei

5 comentarios:

Ciudadano de Sión dijo...

Me gusta que trates de dar una visión objetiva de los fallos y aciertos del polémico filme de Fesser, pero debo decir que noto un cierto aire resentido. Recuerda que para entender ciertas "obsesiones de control" que tiene el Opus Dei (que la voluntad del Director sea cauce oficial para la voluntad de Dios, p. ej.), debes ponerte en el símil de la vida monástica. ¿Los monjes y monjas, que acompañan a la Iglesia desde toda su historia, también están alienados porque obedecen a su superior?

Y te recuerdo que el celibato es una vocación real. Soy consciente de que la promoción vocacional del Opus tiene graves problemas en su planteamiento y ocurre con harta frecuencia que entra gente que luego sale, porque ésa no era su vocación, pero también hay gente que está llamada por Dios a ser del Opus. Te recuerdo que es una institución de la Iglesia, y no te escudes en que la Inquisición y las Cruzadas también lo fueron, porque esas dos instituciones han sido tremendamente calumniadas. La mitad de lo que de ellas se dice no es cierto.

Me gusta el blog. Quizá porque me gusta discutir, pero me ha estimulado. Insisto aún así en que hay varias cosas en las que estás lamentablemente equivocado.

Fran dijo...

En primer lugar, muchas gracias por comentar en mi blog, Ciudadano de Sion.

Aprecio que leas mis opiniones a pesar de que pueda crearte recelos mi "resentimiento". Yo escribo lo que he vivido y lo que pienso. No estoy resentido porque no busco que se haga justicia, ni la calumnia barata contra la Obra.

Lo que me molesta es que la Obra diga una cosa y en verdad sea otra. Eso hace daño a la fe y a la Iglesia. Fíjate que tú mismo dices: "debes ponerte en el símil de la vida monástica. ¿Los monjes y monjas, que acompañan a la Iglesia desde toda su historia, también están alienados porque obedecen a su superior?". En la Obra se remarca que los miembros son "laicos", "ciudadanos del mundo pero no mundanos" y que "no les separa con los demás ni un papel de fumar". Sin embargo para entenderlos hay que hacer un símil con la vida monástica. ¿En qué quedamos?

Yo no creo que un religioso viva alienado por la obediencia a sus superiores porque se aparta del mundo, está en unas condiciones óptimas para que esa obediencia no le reporte una vida esquizofrénica. Pero en la Obra no, has de obedecer como los religiosos pero aparentar que eres como el más común de los fieles laicos. No es lo mismo. Además, no conozco ninguna orden religiosa que tenga el 90% de sus incorporaciones en la franja de edad 14-16 años.

Gracias de nuevo por pasarte por aquí y felicidades por tu combativo blog.

fesser dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
fesser2 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Fran dijo...

Al que firma comentarios como "Fresser", que sepas que estás haciendo splog porque copias y pegas los mismos mensajes en todos los posts. No te has leido mi post ni te interesa para nada lo que yo escribo, sino simplemente repetir una vez tras otra tus ideas. Ni siquiera mencionas absolutamente nada de lo que escribo. No me queda otro remedio que eliminarte. Por favor, comenta lo que quieras del post, pero no pegues lo mismo una vez tras otra.

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails
top